Incidentes de salud y seguridad costaron 1,186 billones de dólares en 2018

Autor: Mireya Cortés
Categorías relacionadas:
Administración del riesgo, Amenazas, Cómo hacerlo, CSO, Destacado, Identidad y Accesos, Lo más reciente, Lo más reciente, Seguridad, Seguridad, Seguridad, Tendencias, Tendencias

archivo-seguridad-robo

[widget id="text-55"]

Los incidentes de salud y seguridad se han convertido en los principales impulsores de pérdidas financieras para empresas de todo el mundo, con pérdidas acumuladas que ahora superan los costos de interrupciones de alto perfil, como ciberataques o interrupciones de TI.

Además, el cambio político ha entrado en la lista de las diez amenazas futuras por primera vez desde 2015, mientras que Blockchain y la Inteligencia Artificial son nuevos riesgos que se encuentran entre las principales fuentes de interrupciones potenciales en el próximo año.

Lo anterior fue dado a conocer por el BCI 2019 Horizon Scan anual, publicado hoy en asociación con BSI (British Standards Institution). El reporte analizó los riesgos y amenazas reconocidos por 569 organizaciones en todo el mundo, comparándolos con el impacto de las interrupciones reales durante el año pasado. Ahora en su octava edición, el Horizon Scan 2019 reveló una brecha significativa entre los riesgos percibidos y los problemas reales de los últimos 12 meses.


Para el próximo año, las organizaciones están más preocupadas por los eventos de alto impacto, incluidos los ataques cibernéticos, las interrupciones de TI y los fenómenos meteorológicos extremos, a pesar del hecho de que otros incidentes se repiten con más frecuencia y tienen un impacto acumulativo mayor. Algunas de las amenazas percibidas como de bajo riesgo están siendo subestimadas cuando se mira hacia el futuro de la resiliencia.

El ejemplo más claro de esto son los riesgos para la salud y la seguridad. El Horizon Scan 2019 totalizó los costos para las organizaciones encuestadas que sufrieron pérdidas de más del 7% de la facturación anual y encontró que los incidentes de salud y seguridad costaron $1,186 billones de dólares en 2018. A pesar de la frecuencia y el costo acumulado de estos incidentes, las organizaciones continúan percibiendo su impacto como relativamente bajo, clasificándolos en el duodécimo lugar en la lista de los principales riesgos para 2019.

Howard Kerr, director ejecutivo de BSI, comentó: “Es fácil para los líderes mantenerse despiertos durante la noche debido a riesgos de alto perfil, como los ciberataques, las interrupciones de la tecnología y los cortes de TI. Pero no deben ignorar los riesgos más pequeños y frecuentes que erosionan constantemente el resultado final. Las organizaciones que no toman en serio todas las amenazas que enfrentan, o desarrollan planes para manejarlas, se están exponiendo no solo a pérdidas de reputación sino a lo que pueden convertirse en costos financieros bastante graves.


“Lograr una verdadera resiliencia organizacional significa identificar no solo los grandes riesgos sino también los problemas subestimados que pueden parecer ‘negocios como siempre’ y que pueden pasarse por alto fácilmente.”

Otros hallazgos clave del reporte Horizon Scan 2019 son: Las organizaciones con planes de continuidad del negocio implementados durante más de un año sufren menos interrupciones que sus pares; reportan menores pérdidas (6%) que el promedio (7%) de las interrupciones en los últimos doce meses.

Las organizaciones dedican mucho tiempo y atención a los riesgos que antes se consideraban ‘cisnes negros’ – eventos sorpresivos, con un alto impacto en los afectados. Estos eventos se convirtieron en un foco clave de atención. Los riesgos tales como fallas de infraestructura crítica y desastres naturales se encuentran entre las interrupciones más anticipadas con puntajes de alto riesgo (5.47 y 5.43 puntos, respectivamente).

Deja un comentario