Miguel Jesús Perera Pacheco, director de Informática, Secretaría de Hacienda del Gobierno de Yucatán

Autor: Editor CIO ...
Categorías relacionadas:
Del día, Estrategia CIO, Innovación, Lo más reciente, Lo más reciente

Mejor Aprovechamiento de TI

 

Con el fin de reducir la evasión fiscal, la Secretaría de Hacienda del Estado de Yucatán lanzó el proyecto denominado Apertura de Módulos Foráneos de Auditoría y Fiscalización, en 15 de los municipios con mayor densidad poblacional, entre los que se encuentran Progreso, Valladolid, Tizimín, Motul, Maxcanú, y Ticul.

 

“Cada uno de estos módulos atiende a los municipios conurbados, y cuenta con cuatro auditores quienes auditan y fiscalizan a las empresas locales, y mantienen la vigilancia en cuanto a la evasión fiscal”, afirmó Miguel Jesús Perera Pacheco, director de Informática. Para realizar sus actividades, a estos auditores se asignó el equipo necesario (laptops), conectarlos a la red de la Secretaría para proveerles de los servicios de telecomunicación y darles acceso a los sistemas con los que requerían trabajar.

 

A decir del funcionario, se aprovechó la infraestructura que ya utilizaban las Unidades de Servicios Electrónicos (USES Ventanilla), y a través de las cuales los ciudadanos tienen acceso a los servicios que ofrece el gobierno estatal (trámites, pagos de agua potable, CURP, etc.). Así, después de cerca de cuatro meses de planeación, en 2010 los Módulos Foráneos de Auditoría y Fiscalización comenzaron a funcionar, elevando así la recaudación fiscal, y hay planes de llevarlos a más de los 106 municipios que conforman al Estado de Yucatán.

 

Asimismo, un segundo proyecto clave para la Secretaría fue el de la Línea de Referencia para las empresas bajo el Régimen de Pequeños Contribuyentes (REPECOS). “La Línea de Referencia es un conjunto de 27 caracteres que nos permite identificar de manera única una transacción y validar la información presentada en los bancos y en nuestras ventanillas”, indicó.

 

Anteriormente, explicó, el contribuyente llenaba manualmente un formato y acudía al banco a realizar el pago, pero éste no tenía la capacidad de comprobar la información y los montos. Una vez que los formatos eran enviados, se capturaban en los sistemas de ingresos, momento en que se detectaban las inconsistencias.

 

Esto va de la mano con la clave CIEE (Clave de Identificación Estatal), que se genera vía Internet o en las oficinas de la Secretaría, para generar un formato de pago único, con el impuesto a pagar correcto. “Este fue un proyecto diseñado especialmente para los REPECOS, a quienes les diseñamos una planilla anual en el que se incluye el nombre del pago, la fecha, el importe y la línea de referencia”, explicó.

 

Finalmente, este organismo estatal asumió el control de las Cajas de Ingresos de los Servicios Turísticos de Yucatán, con lo que a partir de 2011 se encargará de emitir boletos electrónicos para las zonas arqueológicas de Chichen Itzá y Uxmal. Para ello se ha instalado un sistema de automatización y las redes de telecomunicación.