¿Que pueden ofrecen los hoteles hiperconectados con elementos ópticos?

Autor: José Luis Becerra Pozas
Categorías relacionadas:

hoteles-opticos

¿Qué necesita un huésped de hotel para sentirse satisfecho? Además de un cómodo descanso, una agradable ducha, y un variado desayuno, la calidad de los servicios digitales ofrecidos por el establecimiento hotelero se ha transformado en un factor determinante al momento de escoger dónde hospedarse.

El actual pasajero de negocio exige contar con una conexión de Internet rápida, HDTV, IPTV, capacidad para realizar videoconferencias, check – out en la habitación, streaming de video, control digital de temperatura, etc.

“La industria hotelera debe entender que mejorar la experiencia digital atraerá y fidelizará a más clientes”, aseveró Magno Fugisava, Marketing Manager de Furukawa Electric LatAm.

Una encuesta realizada por TripAdvisor detectó que un 46% de los huéspedes de hotel exige WiFi, y el 11% está dispuesto a pagar más por WiFi si es una conexión de alta velocidad.

Así, la entrega de una nueva experiencia al cliente atraviesa, inevitablemente, por una excelente red de comunicación.

Fibra óptica hasta la habitación, como si fuese en su casa

Al respecto, la solución que ofrece Furukawa, denominada Laserway, se basa en elementos ópticos pasivos que pueden transferir datos por medio de impulsos de luz a través de grandes distancias, sin la necesidad de electricidad, “así se evitan problemas como la interferencia electromagnética”, según Fugisava.

El directivo explicó que la transmisión de datos ocurre entre un equipo Optical Line Terminal (OLT), ubicado en la sala de dispositivos y equipos Optical Network Termination (ONT) en las áreas de trabajo. Las ONTs proporcionan conectividad a partir de patch cords de cobre a cualquier dispositivo final, tales como: computadoras, teléfonos analógicos o IP, access points, impresoras, cámaras de vigilancia IP, sistemas de automatización, control de acceso, etc.

Entre OLT y ONTs está la red de distribución óptica que se llama Optical Distribution Network (ODN). En esta red están presentes las fibras ópticas del tipo monomodo y los splitters ópticos, que son sólo divisores de señales ópticas.

Los splitters no requieren alimentación por energía eléctrica ni refrigeración, y tienen por función dividir la señal óptica de entrada, proveniente de una fibra de OLT en varias salidas, permitiendo la entrega de los datos a los diversos dispositivos finales conectados a las ONTs. “Esta característica de tener el equipo centralizador de la conmutación del tráfico en un punto central de la red elimina cuellos de botella y se encaja perfectamente con el perfil de tráfico de las redes locales actuales, especialmente pensando en las necesidades de la industria hotelera”, afirmó Fugisava. 

Magno Fugisava, Marketing Manager de Furukawa Electric LatAm

Respecto al alcance, señaló que éste es de hasta 20 kilómetros de distancia, sin necesidad de replicar con otros equipos, mientras que una red de cobre tradicional alcanza 100 metros como máximo. Por lo tanto, es ideal para grandes áreas como centros de exposiciones, áreas turísticas y complejos hoteleros, en los que el control y administración de la red deben estar concentrados en un único lugar.

Destacó que la Solución Laserway es también ecológica y eficiente, ya que permite optimizaciones de hasta 70% de ahorro en cables; 35% de ahorro en racks; 95% de ahorro en puertos; 70% de ahorro en espacio; 80% de ahorro en plástico y 70% de ahorro energético. En síntesis, puede llegar a generar ahorros en CAPEX de hasta 50% y 70% en OPEX.

Debido a lo anterior, estas redes ópticas incrementan el valor de los servicios entregados por un hotel, permitiendo la implementación de soluciones como seguridad a través de imágenes, control de acceso mediante reconocimiento facial, personalización del cuarto, check-in/out automatizados y señalización digital (Digital Signage).

Redes a prueba de futuro

La red de distribución de la solución Laserway, formada por fibra óptica, splitters y accesorios ópticos, ofrece también una alta capacidad de transmisión por segundo (Tbit/s).

“Quien delimita el ancho de banda es el equipo activo, así que en el futuro no será necesario cambiar el cableado. La única cosa que se deberá cambiar o actualizar son los equipos activos, dependiendo de las demandas del hotel”, expresó Fugisava.

La industria hotelera debe buscar satisfacer a huéspedes cada día más exigentes, con necesidades digitales que demandan soluciones de vanguardia. Para lograrlo, “la tecnología necesaria ya se encuentra al alcance de la mano o, mejor dicho, a sólo un clic de distancia”, concluyó el directivo.

Deja un comentario