Connect with us

Transformación digital

La NASA y HPE preparan el próximo alunizaje de un hombre

Mireya Cortés

Published

on

El 2024 es una fecha en la que un hombre podría volver a pisar la Luna. Para ello, la NASA trabaja con la supecomputadora Aitken con el objetivo de investigar su aterrizaje en la superficie del satélite. En concreto, la agencia espacial ha anunciado nuevos progresos en la investigación en torno a dicho aterrizaje mediante simulaciones complejas en aquel superordenador de la NASA, desarrollado por Hewlett Packard Enterprise (HPE).

Para ello, cuenta con la ayuda de los sistemas Apollo, diseñados por HPE, que incluyen la comprensión de la separación de los propulsores y el entorno de lanzamiento en el Centro Espacial Kennedy durante el despegue. Eso ayudará a los ingenieros de la NASA a prepararse para un vuelo espacial seguro como parte de la misión Artemis que se lanzará en 2024.

Hay que recordar que dichos sistemas de HPE fueron construidos para cubrir necesidades intensivas informáticas de modelado y simulación. Esta ampliación de su capacidad computacional, operativa a partir de enero de 2021, ayudará a la investigación en curso de la NASA que involucra la dinámica de fluidos computacionales (CFD) que es fundamental para entender las diferentes condiciones aerodinámicas.

“En HPE nos inspiran los avances en la investigación científica que aprovechan nuestro alto rendimiento en las tecnologías informáticas. Los investigadores e ingenieros del Centro de Investigación Ames de la NASA siguen rompiendo límites para avanzar en el vuelo espacial”, declaró Bill Mannel, vicepresidente y director general de HPC en HPE. “Es un honor para nosotros continuar colaborando con la NASA y desempeñar un papel fundamental en un momento histórico como el actual, ampliando aún más el superordenador Aitken de la NASA con los sistemas Apollo de HPE para acelerar el tiempo en llegar a nuevas ideas y aterrizar de manera segura con la primera mujer y el próximo hombre en la Luna”.

En lo que respecta a la supercomputadora Aitken, fue construido por HPE en agosto de 2019 para dar soporte a las misiones de la NASA, incluyendo el programa de investigación Artemis, una misión para enviar a la primera mujer y al próximo hombre a la región del polo sur de la Luna en 2024.

Aitken está alojado en el primero de 12 módulos informáticos de la instalación modular de supercomputación (MSF), desarrollado conjuntamente por la NASA y HPE para impulsar una mayor eficiencia y reducir significativamente el uso de agua y de electricidad. Como resultado, la supercomputadora Aitken de la NASA, durante su primer año de operación, consumió solamente un 16% de la energía necesitada para la refrigeración, ahorrando más de 100.000 dólares en costes y 1,4 millones de kilovatios-hora. También redujo el uso de agua utilizada para enfriar el superordenador en un 91%, ahorrando más de un millón de galones de agua al día, más de 3,78 millones de litros al día.

La supercomputadora se ampliará con los sistemas Apollo de HPE utilizando los procesadores de AMD EPYC de 2ª generación para proporcionar potencia computacional avanzada que de soporte a la investigación actual en curso.

Advertisement
 

VIDEOS

Resources

Advertisement

Recientes

Advertisement