Connect with us

Blog

Las tres opciones que nos depara el futuro en el empleo

Fernando Thompson

Published

on

Existen tres formas de desempeñarse en tu actividad laboral, las cuales son:

  • El tradicional, o el que la enorme mayoría seguía antes del confinamiento por pandemia, fue o es, el trabajo en instalaciones físicas; ejemplo, ir a la oficina en un horario de al menos 8 horas.
  • El segundo es el trabajo 100% remoto, no existen oficinas ni corporativo, todo lo haces literalmente desde tu hogar y no importa dónde estés ubicado, siempre y cuando tengas una buena a excelente conexión a internet y otras cosas que detallaré más adelante.
  • El tercero es el denominado híbrido es decir, un porcentaje de los empleados trabajará desde la oficina y otros desde su casa u otro lugar; o bien, el mismo empleado algunos días trabajará desde su hogar y otros desde la oficina o espacios acondicionados.

Los tres modelos tienen ventajas y desventajas; lo que es una realidad, es que a partir de este momento muchas cosas van a cambiar a futuro, como, por ejemplo, buscar y contratar el mejor talento que requiere la transformación de los negocios, pensar de manera flexible pero inteligente, contar con metodologías de trabajo, comunicación, objetivos e indicadores claros.

Cualquiera de los tres modelos anteriores, sabiendo realizarlo, ofrece la interacción social si se planean bien las cosas.

Pensando en las ciudades donde la gente gasta más de dos horas diarias para ir y regresar de la casa a la oficina, es terrible; cuando yo vivía en la Ciudad de México, me tomaba literalmente una hora y cincuenta minutos llegar a la oficina. Hay quienes invierten aún más tiempo por vivir en zonas alejadas, o bien, porque sus oficinas están en zonas densamente ocupadas por otras oficinas. Simplificando la ecuación, una persona en esas condiciones invierte entre 30 a 45 días en transportación, lo cual es una pérdida de un recurso altamente valioso, el tiempo.

Viendo la realidad de lo que ha sido el confinamiento, hay que tener cuidado con lo que deseas porque se puede volver realidad; todos aquellos que se quejaban de no tener tiempo al día para estar con su familia, hoy enfrentan una realidad de la que no muchos hablan: la gran mayoría de los hogares no estaban o no están preparados para que la gente trabajara en ellos y sus hijos tomaran clases.

Entre ancho de banda insuficiente para tener una videoconferencia, falta de mobiliario y espacios dignos para no interrumpir, distraerse y no estresarse, insuficientes equipos de cómputo con el software indicado y seguridad está entre lo más común que hoy sucede en los hogares; y aunado a todo lo anterior, está la sobrecarga para las mujeres que trabajan y tienen hijos menores, a las que hoy les toca cuidar personalmente porque no hay escuelas ni guarderías activas en instalaciones.

El tercero es el modelo híbrido, aparentemente el más flexible; sin embargo, en mi experiencia, al trabajar en este esquema hay muchos temas a considerar.

Les comparto: en aquel entonces, el corporativo estaba en Sudamérica y yo operaba el área de Tecnología desde Norteamérica, así que tenía que ser cuidadoso de aspectos como el liderazgo, formas de trabajo, asignación de cargas, juntas, comunicación, metodologías de productividad y más. Por dar un ejemplo, las juntas híbridas no son buena idea, porque la gente que se conecta por videoconferencia, a menos que en su casa o lugar remoto disponga de 40 Mbps y que, donde está físicamente el resto del equipo, en la sala de juntas, haya buen sonido, buenos micrófonos y una forma de concientizar a todos de que hay parte del equipo en remoto, no se logrará que la participación sea equitativa.

En mi empleo actual, la oficina está dentro del campus universitario más hermoso del país, con enormes áreas verdes, jardines y edificaciones de arquitectura mexicana; se siente la vitalidad de estudiantes, de investigadores, es un escape extraordinario y altamente valorado tras una encerrona de más de 14 meses, por supuesto que extraño y añoro regresar.

Volviendo al tema central, la forma de trabajo por la situación de emergencia que estamos viviendo nos obligó a dejar el campus. Pero mantener el 100% de las clases y operación de toda la institución en línea, con un modelo de trabajo que nos permitió aumentar la productividad en varias áreas, confiando en cada colaborador, manteniendo una excelente comunicación sobre las prioridades y avances, pero sobre todo, afortunadamente, con usuarios muy conscientes que se adaptaron a los cambios y nos ayudaron a volver una realidad los nuevos esquemas remotos en medio de un confinamiento que ha sido un verdadero reto para estudiantes, profesores, investigadores y empleados.

El esquema presencial tradicional funciona y es un viejo conocido, el esquema totalmente remoto es una forma empleada por muchas empresas, sobre todo en startups enfocadas en hacerse del mejor talento humano y con empleados capacitados en el empleo de herramientas digitales.

El esquema hibrido puede funcionar si, y sólo si, se planea un modelo flexible, se cuenta con la mentalidad, cultura y proactividad de los líderes y colaboradores, así como con las herramientas y capacitación, con equipos enfocados en toma de decisiones, con comunicación constante y efectiva. En esta modalidad es vital contar con colaboradores altamente confiables y hacerlos sentirse valorados en esta nueva forma de trabajar.

La decisión depende del giro de cada empresa o institución. Lo más valioso es que hoy sabemos que cualquiera de las tres puede funcionar cuidando los puntos clave que les compartí. Cada estrategia representa una arquitectura tecnológica distinta, inversiones en plataformas, ciberseguridad, procesos y metodología, pero sobre todo de la disposición de las personas para dar los mejor de sí, sea cual sea el esquema.

____________________

El autor de este artículo, Fernando Thompson de la Rosa, es Director General de Tecnologías de Información de la Universidad de las Américas (UDLAP). Síguelo en @cyberthompson y en su blog www.soyfernando.com

Advertisement
Advertisement

VIDEOS

Resources

Advertisement

Recientes

Advertisement