Connect with us
 

CSO

Organizaciones de atención médica, “en especial peligro” por ransomware: Cisco Talos

Redacción CIO México

Published

on

Vulnerar una red se ha vuelto un negocio sumamente lucrativo para los cibercriminales que buscan cualquier error en la protección para ingresar a una red y afectar su funcionamiento para cobrar un rescate. Afectaciones que pueden detener las operaciones de una organización y con ello parar desde la entrega de un servicio básico para una población, hasta poner en riesgo la vida de las personas y el ecosistema.

Durante los últimos años hemos visto un aumento significativo en lo que se refiere a los ciberataques a organizaciones de todos los niveles y derivado de la pandemia, esta tendencia ha ido al alza, en especial porque se abrieron nuevos flancos, como lo es el home office, donde los CIO ahora debieron ofrecer seguridad a sus usuarios conectados externamente desde diferentes lugares o las diferentes amenazas de ataque a las redes que transportan información de las vacunas.

Los ataques no cesan y por ello Cisco Talos, organización de inteligencia en ciberseguridad de esta compañía, presentó el reporte sobre los principales programas maliciosos detectados entre noviembre del 2020 y febrero del 2021.

Confirmó que el ransomware domina el panorama de amenazas por séptimo trimestre consecutivo al representar el 50% de todos los ataques, con una tendencia al alza desde el 40% en el anterior trimestre.

Los troyanos utilizados ahora como un commodity fueron la segunda amenaza más observada con 42% de todas las amenazas, un gran aumento para esta categoría de malware.

En su informe Cisco Talos Incident Response (CTIR) observó que las principales variantes de ransomware fueron Ryuk y Vatet, lo que es notable dada la ausencia de Ryuk en el trimestre previo. También se observaron variantes de Egregor y WastedLocker las cuales apuntan a organizaciones de todo el mundo.  

A diferencia del último trimestre, sin embargo, estos ataques ransomware se basaron en phishing entregando documentos que ejecutan alguna carga maliciosa utilizando macros (maldocs) tales como Zloader, BazarLoader y IcedID. Casi el 70% de los ataques ransomware se basaron en troyanos de materias primas este trimestre. Los adversarios también emplean herramientas disponibles comercialmente como Cobalt Strike, herramientas post-explotación de código abierto como Bloodhound y herramientas nativas en el sistema de la víctima, como PowerShell. Para un desglose más amplio de estas tendencias aquí.

Cisco Talos Incident Response (CTIR) participó en varias interacciones de respuesta a incidentes en las que las organizaciones descargaron sin saberlo actualizaciones con comportamiento troyano al software Orion de SolarWinds ampliamente implementado.

De cara al futuro, Microsoft anunció recientemente cuatro vulnerabilidades críticas en su Exchange Server y reveló que un actor de amenazas llamado Hafnium había estado explotando estas vulnerabilidades de webshells dirigidos a un conjunto de organizaciones. Pronto otros actores de amenazas comenzaron a aprovechar estas exploits también, que van desde Amenazas Peristentes Avanzadas (APT) hasta grupos que desarrollan criptominería, con organizaciones afectadas estimadas en decenas de miles. CTIR ha estado respondiendo a un número creciente de incidentes relacionados con las vulnerabilidades de Microsoft Exchange. 

Sector salud, en especial peligro

Los actores maliciosos se dirigieron hacia una amplia gama de verticales, incluyendo gestión de negocios, construcción, educación, energía y servicios públicos, entretenimiento, financiero, gubernamental, atención médica, distribución industrial, legal, fabricación y tecnología.

Es importante destacar que los adversarios se dirigieron más a menudo a la atención médica, como anticipamos el trimestre pasado, dada la serie de ataques ransomware dirigidos a organizaciones encargadas de la salud.

Vale la pena señalar que ha habido un aumento en los incidentes relacionados con el malware Vatet, que se ha dirigido a este tipo de organizaciones.

CTIR identificó un patrón potencial en el que los hospitales regionales asociados a una entidad o estado son atacados inicialmente y pueden servir como objetivos continuamente, en especial si tienen conexiones VPN activas con la organización afectada.

Hay muchas razones por las que los actores continúan apuntando a la industria de la atención médica, incluida la pandemia COVID-19 que incentiva a las víctimas a pagar para restablecer los servicios lo antes posible. 

Yair Lelis, Director de Seguridad en Cisco México.

Advertisement
 

VIDEOS

Resources

Advertisement

Recientes

Advertisement